Saltar al contenido

Boletín mar. 9 / 2011, Inicio Cuaresma

    Dimensión de ComunicaciónComisión Diocesana de Comunicación Social
    Arquidiócesis de Puebla

     

    Puebla, Pue., a 9 de marzo de 2011.
    Boletín 12 / 2011

     

      INICIO DE LA CUARESMA. MIÉRCOLES DE CENIZA

    El miércoles con el que iniciamos la Cuaresma se ha llamado “de ceniza”, ya que en este día los creyentes reciben o se imponen ellos mismos la ceniza, recordando que esta vida temporal, con sus gozos y sufrimientos terminará, y que después de ella Dios nos invita a la alegría eterna del Cielo, que es posible gracias a que Jesús ha dado su vida por nosotros. Toca a cada uno arrepentirse de sus pecados, y creer en el Evangelio, es decir, en Cristo, aceptando seguirlo por el camino del amor a Dios y al prójimo.

     

    CUARESMA: TIEMPO DE ORACIÓN, DE AYUNO Y ABSTINENCIA

    Desde finales del siglo II, los cristianos comenzaron a prepararse a la Pascua anual. Pero fue en el siglo IV cuando nació la Cuaresma. Durante este tiempo Litúrgico, que nos prepara para celebrar ola Pascua, seguimos a Jesús, que llevado por el Espíritu Santo, procuró una mayor unión con Dios a través de cuarenta días de oración y ayuno en el desierto (cfr. Mt 4,1-2). Por eso guardamos el ayuno, de queden observar el Miércoles de Ceniza y el Viernes Santo quienes tengan de 18 a 59 años de edad, y que consiste en hacer una sola comida fuerte al día y dos muy ligeras. También, a partir de los 14 años guardamos abstinencia, que consiste en no comer carne roja, lo que debe observarse estrictamente el Miércoles de Ceniza y el Viernes Santo. Los demás viernes se puede suplir la abstinencia por un sacrificio o por una obra de caridad o piedad.

     

    LA CENIZA

    Como signo de que deseamos entrar en esta dinámica de amor nos imponemos la ceniza, gesto de penitencia que se usaban ya desde el Antiguo testamento (cfr. Jb 42,6), inspirándose en Gn 2, 7: “Dios formó al hombre con polvo de la tierra”. “Todos han salido del polvo y todos vuelven al polvo” (Qo 3,20). En los primeros siglos del cristianismo la usaban los “penitentes”. Pero a partir del siglo X fue común para toda la comunidad. Las fórmulas de imposición de la ceniza se inspiran en la Escritura: Gn, 3,19 y Mc 1,15. La ceniza procede de los ramos bendecidos el Domingo de la Pasión del Señor del año anterior, siguiendo una costumbre del siglo XII.

     

    MMENSAJE DE S.S. BENEDICTO XVI PARA LA CUARESMA 2011

    Este año, el Papa Benedicto XVI ha publicado su mensaje de Cuaresma con el título: «Con Cristo somos sepultados en el Bautismo, con El también somos resucitados» (cf. Col 2, 12). En el destaca el  nexo particular que vincula al Bautismo con la Cuaresma como momento favorable para experimentar la Gracia que salva.

    “Nuestro sumergirnos en la muerte y resurrección de Cristo mediante el sacramento del Bautismo, nos impulsa cada día a liberar nuestro corazón del peso de las cosas materiales, de un vínculo egoísta con la «tierra», que nos empobrece y nos impide estar disponibles y abiertos a Dios y al prójimo”.

    Por ello, Su Santidad nos hace un llamado para que en este Cuaresma busquemos un encuentro personal con nuestro Redentor, mediante el ayuno, la limosna y la oración, ya que el camino de conversión hacia la Pascua nos lleva a redescubrir el valor de nuestro Bautismo.

     

    16 de septiembre 901, Centro Histórico, C.P.72000, Puebla, Pue. Tel/fax: 222 264 30 00
    email: prensaarquidiocesis@gmail.com