Saltar al contenido

Homilias Dominicales

Homilía sep. 16 / 2018, XXIV Domingo Ordinario

    “Tú eres el Mesías”
    XXIV Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

     

    Puebla, Puebla, a domingo 16 de septiembre de 2018

     

    1. Encontramos en Isaías el tercer canto del siervo, donde el sufrimiento y la confianza son el distintivo de aquél que ha sido llamado a la fidelidad recorriendo el camino de la escucha de la Palabra, con la finalidad de consolar. Su misión es enseñar a los temerosos del Señor, y a los extraviados y carentes de claridad. Pero su misión estará acompañada de la experiencia del dolor: enfrentará hostilidad y agresión física, pero será fortalecido en la fidelidad, pues su esperanza radica en el triunfo definitivo que Dios le concederá. Sus pesares son semejantes a los de Jeremías, con la diferencia de que el siervo sufrirá en silencio, sin lamentarse, no pide venganza contra sus enemigos y perseguidores, pues el Señor está de su parte.

    Homilía sep. 09 / 2018, XXIII Domingo Ordinario

      JESUS ES EL MESÍAS
      XXIII Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

       

      Puebla, Puebla, a domingo 9 de septiembre de 2018

      Lecturas dominicales: Is 35,4-7; Sal 145; Stg 2,1-5; Mc 7,31-37.

      Cuando llegamos al final del capítulo 7 del evangelio de Marcos, Jesús ha curado ya a muchos enfermos: un leproso, un paralítico, uno con la mano atrofiada, una mujer con flujo de sangre; incluso ha resucitado a la hija de Jairo, aparte de las numerosas curaciones de todo tipo de dolencias físicas y psíquicas. Ninguno de esos milagros le ha supuesto el menor esfuerzo. Bastó una palabra o el simple contacto con su persona o con su manto para que se produjese la curación.

      Homilía sep. 2 / 2018, XXII Domingo Ordinario

        Estos Mandatos Son Nuestra Sabiduría
        XXII Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

        Puebla, Puebla, a domingo 2 de septiembre de 2018

        Introducción

        Tras varios domingos siguiendo el discurso del Pan de Vida en el evangelio de san Juan, volvemos al evangelio de san Marcos, que nos guía en este año litúrgico. También hoy comenzamos a leer la carta de Santiago que nos invita a mirar nuestra vida de fe para ser mejores discípulos. El mes de septiembre nos invita a recomenzar después de un tiempo de descanso; por qué no también recomenzar nuestro ser cristiano.

        Homilía ago. 5 / 18, XVIII Domingo Ordinario

          “Yo soy el pan de la vida. El que viene a mí no tendrá hambre”
          Éx 16, 2-4. 12-15; Sal 77; Ef 4, 17. 20-24; Jn 6, 24-35
          XVIII Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

           

          Puebla, Puebla, a domingo 5 de agosto de 2018

           

          Estimados hermanos como cada domingo día del Señor, la Palabra de Dios, nos ilumina en nuestra de vida fe, desde el domingo pasado comenzamos a meditar el capítulo 6 del Evangelio de San Juan, que iniciaba con la multiplicación de los panes por parte de Jesús alimentado a una multitud de personas, y como es habitual en el evangelista, después de que Jesús realiza este sorprendente signo, inicia una profunda catequesis, que en este caso la llama el “discurso del pan de vida”, y este y los siguientes domingos estaremos meditando los diversos  fragmentos de este texto sagrado, que es eminentemente una profunda reflexión Eucarística, y que nos ayuda a comprender el valor y significado de la Eucaristía para la vida de la Iglesia, ya que vive y se alimenta de ella.

          Homilía jul. 29 / 18, XVII Domingo Ordinario

            “Luz es tu Palabra para mi camino”
            XVII Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

             

            Puebla, Puebla, a domingo 29 de julio de 2018

             

            JESUCRISTO ES EL PAN DE VIDA

            “Distribuyó pan a los que estaban sentados, hasta que quedaron saciados” (cfr. Jn. 6, 11)

            Uno de los principios básicos de la fe cristiana es la «sobreabundancia» de parte de Dios para con el universo y particularmente para con el hombre. Este principio predomina como tema de los textos litúrgicos. En la primera lectura, a Eliseo le son suficientes veinte panes para alimentar a cien hombres. Jesucristo, por su parte, en el Evangelio sacia el hambre de cinco mil personas con solo cinco panes y dos peces y, además, «recogieron doce canastos llenos de trozos de pan y de lo que sobró del pescado» (Evangelio). Finalmente, en la segunda lectura la unidad de la comunidad cristiana (Iglesia) es fruto sobreabundante del pan eucarístico que llega a todos los cristianos en cualquier lugar donde se encuentren.

            Homilía jul. 22 / 18, XVI Domingo Ordinario

              Reconstruyendo Pastores
              XVI Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

               

              Puebla, Puebla, a domingo 22 de julio de 2018

               

              1. Las palabras que dirige el profeta Jeremías, son para los pastores y guías de Israel, quienes no han cumplido su misión, como lo exigía su propio oficio: en lugar de congregar, dispersaron; en vez de apacentar, desparramaron; en lugar de haber salvado al rebaño de las garras de las fieras, ellos mismos devoraron ferozmente a las ovejas. Es el capítulo 23: estas palabras están justamente después de relatos sobre los reyes de Judá, y antes de las acusaciones contra los falsos profetas, para hacer notar claramente quiénes son los destinatarios del mensaje.

              Homilía jul. 15 / 2018, XV Domingo Ordinario

                Una reflexión bíblica
                XV Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

                 

                Puebla, Puebla, a domingo 15 de julio de 2018

                Ojalá y les ayude para su reflexión.

                El fracaso en Nazaret no desanima a Jesús. Al contrario. Además de continuar misionando, como veíamos el domingo pasado, envía también a sus discípulos a misionar. Los profetas del Antiguo Testamento tienen a veces discípulos; pero, que sepamos, nunca los envían de misión; la labor del discípulo consiste en servir de apoyo social y espiritual al profeta, memorizar sus palabras y transmitirlas a la posteridad. El enfoque que tiene Jesús de sus discípulos es distinto, más dinámico: no se limitan a aprender, deben también poner en práctica lo aprendido, y ampliar desde ahora la actividad de Jesús.

                Homilía jul. 08 / 18, XIV Domingo Ordinario

                  Se extrañó de su falta de fe
                  XIV Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

                   

                  Puebla, Puebla, a domingo 8 de julio de 2018

                  II.1. La segunda lectura es probablemente una de las confesiones más humanas del gran Pablo de Tarso. Forma parte de lo que se conoce como la carta de las lágrimas (según lo que podemos inferir de 2Cor 2,1-4;7,8-12). Es una descripción retórica, pero real. Se habla del «aguijón (skolops, algo afilado y punzante) de su carne» es toda una expresión que ha confundido a unos y a otros; muchos piensan en una enfermedad. Es la tesis más común, de una enfermedad crónica que ya arrastraba desde lo primeros tiempos de la misión (cf Gal 4,13-15).

                  Homilía jul. 01 / 2018, XIII Domingo Ordinario

                    SERES SALUDABLES QUE MIRAN CON OTROS OJOS
                    XII Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

                     

                    Puebla, Puebla, a domingo 01 de julio de 2018

                     

                    «Hija, tu fe te ha curado.»

                    El domingo de hoy se proclama un pasaje de Marcos (Mc 5, 21-43) que hace recordar a las muñecas rusas: un milagro dentro de otro. Jesús va a curar a una niña y se cuela el de una enferma con flujo de sangre. Esa mezcla da gran dramatismo e interés al conjunto. Indico los dos relatos con distintos colores.

                    Homilía jun. 24 / 2018, XII Domingo Ordinario

                      “… La mano de Dios estaba con él”
                      XII Domingo Tiempo Ordinario

                       

                      Puebla, Puebla, a domingo 24 de junio de 2018

                       

                      Solemnidad del Nacimiento de Juan el Bautista

                      Este domingo 24 de junio, como Iglesia Universal celebramos el nacimiento de Juan el Bautista; que su misión fue dar testimonio de la luz en el umbral de los nuevos tiempos. Es Jesús que destaca el papel del Bautista, diciendo: “Entre los hijos de las mujeres no hay ninguno que se pueda comparar con Juan el Bautista”.

                      Homilía jun. 17 / 2018, XI Domingo Ordinario

                        “Luz es tu Palabra para mi camino”
                        XI Domingo Tiempo Ordinario

                         

                        Puebla, Puebla, a domingo 17 de junio de 2018

                         

                         EL HOMBRE SIEMBRA SU CAMPO, Y SIN QUE SEPA CÓMO, LA SEMILLA CRECE

                        El padre Emiliano Tardif (1928 – 1999), sacerdote canadiense de la Congregación Misioneros del Sagrado Corazón de Jesús, cuando habla de su propia conversión, hace referencia a la acción misteriosa y eficaz del Espíritu Santo, que provocó en él un cambio profundo. Aunque perteneció al Movimiento de la Renovación Carismática Católica en el Espíritu Santo, al inicio tenía un cierto rechazo a esa comunidad. Pero fue el Espíritu Santo el que lo convenció de su misión de vida tras curarlo, por la oración e imposición de manos de hermanos de la Renovación Carismática, mientras estaba hospitalizado por padecer una tuberculosis pulmonar. Inexplicablemente, después de un encuentro de oración e invocación al Espíritu Santo, quedó totalmente sano de esa enfermedad. A partir de allí todo cambió, y fue una Gracia que se derramó sobre el mundo lo que vivió este hombre del Señor. Dejó de preocuparse por vivir un ministerio enfocado a un trabajo meramente material –construir dispensarios, salones de evangelización, etc– para buscar el bienestar y la sanación de las personas, a través de un encuentro profundo y personal con Jesucristo Vivo y Resucitado.

                        Homilía jun. 10 / 2018, X Domingo Ordinario

                          Establezco hostilidades entre ti y la mujer, entre tu estirpe y la suya
                          X Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

                           

                          Puebla, Puebla, a domingo 10 de junio de 2018 

                          Seguro que hemos escuchado y analizado este texto desde muy diferentes perspectivas. Por eso hoy podemos centramos en dos concretas. La falta de responsabilidad de Adán y Eva y el poder que Dios concede a la mujer en el relato.

                          Adán no es capaz de responder de forma coherente al Creador. No se responsabiliza de sus actos: “la mujer…”. Eva no se responsabiliza tampoco de lo que ha hecho: “la serpiente…”. Ninguno de los dos es capaz de aceptar que se han equivocado, que no han obedecido y que han metido la pata. Dios les dio solo un par de indicaciones sobre lo que podían y no podían hacer y han hecho lo contrario. Pero en lugar de aceptar el error, se muestran esquivos y echan la culpa a la otra. Es lo que ocurre cuando no nos responsabilizamos, no damos respuesta coherente de lo que hemos hecho.

                          Homilía jun. 03 / 2018, IX Domingo Ordinario

                            “Toma, esto es mi cuerpo”
                            IX Domingo Ordinario, Ciclo B

                             

                            Puebla, Pue., a domingo 3 de junio de 2018

                            La Antigua Alianza de Dios con su pueblo Israel

                            Las tres lecturas de hoy tienen un hilo conductor y es la idea de la alianza de Dios con los hombres, una alianza prometida a los antiguos patriarcas y consumada con toda la humanidad a través de Jesús hecho hombre por nosotros. Así, en la primera lectura, tomada del libro del Éxodo, aparece Moisés conduciendo al pueblo de Israel por el desierto hacia la tierra `prometida. En el Sinaí, Moisés habla con Dios y trasmite al pueblo su experiencia religiosa. Le da los mandamientos y normas de vida. Pero Israel es un pueblo terco, de corazón extraviado, que duda y se pregunta si, está o no está Dios con él, en su caminar por el desierto. Todo el libro del Éxodo es un relato de encuentros y desencuentros de Israel con su Dios que a pesar de todo no abandona a su pueblo elegido. Esta vez el pueblo escucha a Moisés y asiente a sus deseos. En el texto que hoy comentamos hay una especie de contrato entre Dios y las doce tribus de Israel que queda sellado con sangre de animales. Era, el ritual primitivo habitual en su tiempo, pensando que la sangre era la garantía jurídica, el protocolo necesario para hacer una alianza con Dios.

                            Homilía may. 27 / 2018, VIII Domingo Ordinario

                              Domingo de la Santísima Trinidad
                              VIII Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

                               

                              Puebla, Pue., a domingo 27 de mayo de 2018

                               

                              Bendito sea Dios, Padre, Hijo y Espíritu Santo 

                              Después de haber clausurado el tiempo de Pascua; en este domingo celebramos el misterio de la Santísima Trinidad. Que nos recuerda que somos imagen y reflejo de Dios. Y también nos recuerda que el Dios en que creemos no es un ente solitario, es un Dios de amor; por lo tanto, es un Dios de comunidad. El amor hace salir al encuentro del otro: El Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. Hermoso misterio de un Dios Único y Verdadero en Tres Personas.

                              Este misterio nos recuerda que somos hijos de Dios, hermanos de Jesús y Templo del Espíritu Santo.

                              Homilía may. 20 / 2018, Domingo de Pentecostés

                                “Luz es tu Palabra para mi camino”
                                Domingo de Pentecostes

                                 

                                Puebla, Pue., a domingo 20 de mayo de 2018

                                 

                                SIN TU INSPIRACIÓN DIVINA, LOS HOMBRES NADA PODEMOS
                                “Reciban al Espíritu Santo” (cfr. Jn. 20,22 )

                                Recientemente el Papa Francisco nos ha regalado la exhortación apostólica “gaudete et exsultate”, en la que nos recuerda con mucha claridad y precisión nuestro llamado a la santidad. En la tercera parte del documento –algunas notas de la santidad en el mundo actual– asegura que el Espíritu Santo es la fuerza y la energía que necesitamos para alcanzar la santidad. En efecto, el número 133 dice: “Necesitamos el empuje del Espíritu para no ser paralizados por el miedo y el cálculo, para no acostumbrarnos a caminar solo dentro de confines seguros. Recordemos que lo que está cerrado termina oliendo a humedad y enfermándonos. Cuando los Apóstoles sintieron la tentación de dejarse paralizar por los temores y peligros, se pusieron a orar juntos pidiendo la parresía: «Ahora, Señor, fíjate en sus amenazas y concede a tus siervos predicar tu palabra con toda valentía» (Hch 4,29). Y la respuesta fue que «al terminar la oración, tembló el lugar donde estaban reunidos; los llenó a todos el Espíritu Santo, y predicaban con valentía la palabra de Dios» (Hch 4,31)”.

                                Homilía may. 13 / 2018, VII Domingo Ordinario

                                  Retorno al Padre, esperanza de Vida
                                  VII Domingo Ordinario, Ciclo B

                                   

                                  Puebla, Pue., a domingo 13 de mayo de 2018

                                   

                                  “Dios asciende entre aclamaciones, el Señor, al son de trompetas; tocad para Dios, tocad, tocad para nuestro Rey, tocad”. Salmo 46

                                  Durante toda la Pascua nos hemos encontrado con muchas imágenes del Resucitado, tanto en la comunidad apostólica; como en la vida y experiencia de la primitiva comunidad cristiana narrada por Hechos de los Apóstoles. Las cuales, nos han ido perfilando para vivir una experiencia muy intensa con el Resucitado, su retorno al Padre, pues el mismo Jesús que os ha dejado para subir al cielo volverá como le habéis visto marcharse (Hechos 1,11). Tanto Lucas como Marcos, después de una experiencia fuerte de fe vivida en las comunidades con el Resucitado, hacen llegar hasta nosotros este gran acontecimiento que la Iglesia en el mundo celebra con gozo y esperanza.

                                  Homilía may. 06 / 2018, VI Domingo de Pascua

                                    “Como el Padre me ama, así los amo yo. Permanezcan en mi amor”
                                    VI Domingo de Pascua, Ciclo B

                                    Hch 10, 25-26. 34-35. 44-48; 1 Jn 4, 7-10, Jn 15, 9-17

                                     

                                    Puebla, Pue., a domingo 6 de mayo de 2018

                                     

                                    Estimados hermanos, seguimos celebrando la alegría de la Pascua de Jesús, este Domingo sexto del tiempo Pascual, alegría que nos inunda y nos impulsa en nuestra de vida de fe. La palabra de Dios que meditamos en este  domingo, nos invita a contemplar a Dios en su esencia “Amor”, no hay mejor definición que pueda hacer el evangelista, “Dios es Amor”, que se ha manifestado en el envío de su hijo Jesucristo al mundo, para que todo el que crea en él tenga vida eterna, eso es lo que Dios quiere para nosotros, que tengamos la vida, y sobre todo en abundancia, porque su es más grande que el pecado y que la muerte, ya que él los ha vencido por su Resurrección.

                                    Homilía abr. 29 / 2018, V Domingo de Pascua

                                      La vid y los sarmientos
                                      V Domingo de Pascua, Ciclo B

                                      Puebla, Pue., a domingo 29 de abril de 2018

                                          

                                      Todos tenemos la experiencia de la amistad. Hay personas con las que nos relacionamos todos los días, a veces podemos incluso salir a dar un paseo juntos o a divertirnos. Pero eso no significa que seamos amigos. Con el amigo hay una relación más profunda, hay algo que nos une más allá incluso del hecho de que nos podamos ver con frecuencia o no. Es como si entre los amigos se estableciera un vínculo profundo. Ser amigos quiere decir algo más que divertirse un rato juntos. Esos serían los amigotes que sirven sólo para irse de juerga pero nada más. Recordemos que el hijo pródigo, cuando se fue con su parte de la herencia, tuvo muchos amigos pero, en cuanto se terminó el dinero, se quedó sólo. Los amigos son otra cosa. Los amigos contactan y comparten sus más profundos sentimientos, los buenos y los malos. Entre los amigos a veces no hacen falta palabras. Se entienden con una mirada. 

                                      Homilía abr. 22 / 2018, IV Domingo de Pascua

                                        “El Buen Pastor sale en busca de sus ovejas”
                                        IV Domingo de Pascua, Ciclo B

                                         

                                        Puebla, Pue., a domingo 22 de abril de 2018

                                         

                                        Hemos llegado al IV Domingo de Pascua; seguimos en la dinámica de celebrar al el Señor Resucitado, es la alegría de la Pascua el recordar día a día que Jesús Resucitado ha salvado a todos, dando la vida por cada uno de nosotros.

                                        Este domingo dentro de la Cincuentena Pascual, se nos presenta Jesús como un Pastor Bueno con un único rebaño.

                                        Para cada uno de nosotros como cristianos, reconocemos que no solamente nos hemos apartado por nuestra falta de amor del Único Pastor; sino que nos hemos apartado del rebaño y hemos buscado otros rebaños, que nos alejan de una verdadera comunión de Amor.

                                        Homilía abr. 15 / 2018, III Domingo de Pascua

                                          “Luz es tu Palabra para mi camino”
                                          III Domingo Pascua, Ciclo B

                                           

                                          Puebla, Pue., a domingo 15 de abril de 2018

                                           

                                          SEÑOR JESÚS, ENCIENDE NUESTRO CORAZÓN MIENTRAS NOS HABLAS
                                          “No teman; soy yo” (cfr. Lc. 24,38 )

                                          Hace un poco más de una semana fui a la peluquería. Mientras era atendido por el peluquero, entró en el local un hombre joven con un niño pequeño. Eran papá e hijo. El niño después de examinar el lugar, y hacer al papá algunos comentarios sobre las personas que ahí nos encontrábamos pidió que le pasaran un periódico del revistero. Nada más recibirlo, el papá le dijo “¿qué te parece si te lo cambio por el celular?” sin esperar la respuesta del niño, alargó el brazo, tomó el periódico y dejó a su hijo entretenido con el celular. Una vez que revisó página por página el periódico, convencido de que no tenía nada que pudiera ofender a su niño, le permitió verlo.

                                          Homilía abr. 01 / 2018, Domingo de Pascua

                                            Domingo de Pascua de la Resurrección del Señor
                                            Hch 10, 34. 37-43; 1 Cor 5, 6-8; Jn 20; 1-9
                                            I Domingo de Pascua, Ciclo B

                                             

                                            Puebla, Pue., a domingo 1 de abril de 2018

                                             

                                            ¡Ha resucitado el Señor!

                                            Estimado hermanos todos sabemos que este Domingo es muy importante, porque celebramos a Jesús resucitado, quien ha cambiado el caminar de la historia, Jesús, el maestro ¡ha resucitado!, se ha cumplido lo que había dicho. Pero al llegar al sepulcro, María Magdalena vio removida la piedra que lo cerraba. ¡La muerte no ha vencido! ¡Cristo ha resucitado! ¡Su historia no se ha cerrado! Sin embargo, aquella mujer no lo entendió, pensaba que se habían llevado los restos del maestro, la dominaba la idea que el mal es tan grande que había vencido, expresa: “Se han llevado del sepulcro al Señor y no sabemos dónde lo habrán puesto”. Dice a Simón Pedro y al otro discípulo a quienes, desconsolada, acudió inmediatamente, los dos corren hacia el sepulcro, y, al final del episodio, Juan “vio y creyó”.

                                            Homilía mar. 25 / 2018, Domingo de Ramos

                                              Semana Santa
                                              Domingo de Ramos, Ciclo B

                                               

                                              Puebla, Pue., a domingo 25 de marzo de 2018

                                               

                                              Conmemoración de la Pasión del Señor

                                              La Semana Santa que hoy comenzamos actualiza en la comunidad cristiana los misterios centrales de la redención: Pasión, Muerte y Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo. No es un día de recuerdo sentimental, es la vivencia de nuestra fe. Ya que desde la fe se acepta este misterio y nos encontrarnos con Cristo en la cruz y descubrimos en Él la Resurrección, la Vida y el Triunfo. No es el fracaso de la cruz es el triunfo, la Victoria de Cristo sobre el pecado y la muerte.

                                              Homilía mar. 18 / 2018, V Domingo Cuaresma

                                                “Luz es tu Palabra para mi camino”
                                                V Domingo de Cuaresma

                                                 

                                                Domingo Puebla, Pue., a domingo 18 de marzo de 2018

                                                 

                                                JESUCRISTO ES CAUSA DE NUESTRA SALVACIÓN
                                                “Aprendió a obedecer y se convirtió en autor de salvación eterna” (cfr. Heb. 5, 9)

                                                Al acercarnos a la celebración de la Semana Santa, en que contemplamos llenos de gratitud la entrega de Dios por nosotros, tenemos la oportunidad de descubrir el valor salvífico de nuestra propia cruz unida a la de Cristo. Encontré un día una pequeña reflexión. Alguien que sufre, pero con mucho sentido: “Acabo de recibir una extraña invitación a unas bodas de plata. Inés es una mujer que tiene 25 años clavada en una silla de ruedas. Está enferma. Esclerosis de placas. La invitación dice: Celebro 25 años de unión con Cristo Crucificado. Tu, Señor, has escogido mi cuerpo enfermo; me tendiste tu mano, y me aceptaste como tu esposa para siempre”.

                                                Homilía mar. 11 / 2018, IV Domingo Cuaresma

                                                  “Tanto amó Dios al mundo que entregó a su Hijo único”
                                                  IV Domingo de Cuaresma

                                                   

                                                  Puebla, Pue., a 11 de marzo de 2018

                                                   

                                                  “Dios nos muestra su amor y su misericordia, Dios nos da la vida”. En esta frase podemos sintetizar las enseñanzas que nos dejan las lecturas en este cuarto domingo de adviento.

                                                  El antiguo pueblo de Israel ve y encuentra la actuación de Dios en medio de su propia historia y de los acontecimientos del propio pueblo. Esto nos lo encontramos en la experiencia de liberación de la esclavitud de Egipto. Una experiencia fundante y que Israel recordará año tras año. También nos lo encontramos en los profetas, aquellas personas que ponen la mirada y la palabra de Dios en medio del mundo. Y hoy, en la lectura de Crónicas, y en la figura de Ciro, nos encontramos con el instrumento de Dios que va a posibilitar el regreso de los judíos a su propia tierra. Un regreso que les va a aportar seguridad y futuro.

                                                  Homilía mar. 04 / 2018, III Domingo Cuaresma

                                                    “Destruyan este templo y en tres días lo reconstriuré”
                                                    Ex 20, 1-17; Sal 18; 1 Cor 1, 22-25; Jn 2, 13-25
                                                    III Domingo de Cuaresma Ciclo B

                                                     

                                                    Puebla, Pue., a 04 de marzo de 2018

                                                     

                                                    Estimados hermanos, Dios nos sigue acompañando e impulsando en este itinerario cuaresmal, en el cual nos dirigimos a celebrar el centro de nuestra fe, el “Misterio Pascual”, en la próxima Semana Santa, la Pasión, Muerte y Resurrección. Las lecturas que la liturgia de la Iglesia nos propone para meditar, nos invitan a reconocer que Dios acompaña a su pueblo mostrándole su amor y a su vez un orden que le permita una buena relación con él y con su sociedad, y además Jesús invita a buscar un verdadero encuentro con su Padre.

                                                    Homilía feb. 25 / 2018, II Domingo Cuaresma

                                                      “No hay redención sino hay dolor; no hay resurrección sino hay muerte”
                                                       II Domingo de Cuaresma, Ciclo B

                                                       

                                                      Puebla, Pue., a 25 de febrero de 2018

                                                       

                                                      En este domingo II de cuaresma el evangelio de Marcos nos presenta a tres de los discípulos de Jesús: Pedro, Santiago y Juan; que experimentan algo fascinante en lo alto del monte, el Maestro se transfigura ante sus ojos, son capaces de ver todo el esplender de Jesús, perciben su gloria en la luz que irradia todo su ser. Hay miedo, existe la confusión; y dentro de todo esto, emerge de los apóstoles decirle al Maestro: “Señor, ¡qué bien se está aquí! ¡hagamos tres tiendas! ¿Para que dolor, sufrimiento, muerte? Quedémonos aquí para siempre.

                                                      Homilía feb. 18 / 2018, I Domingo Cuaresma

                                                        “Luz es tu Palabra para mi camino”
                                                        I Domingo de Cuaresma

                                                         

                                                        Puebla, Pue., a domingo 11 de febrero de 2018

                                                         

                                                        DESCÚBRENOS, SEÑOR, TUS CAMINOS
                                                        “Arrepiéntanse y crean en el Evangelio” (cfr. Mc. 1, 15)
                                                         

                                                        El pasado miércoles 14 de febrero hemos dado inicio al tiempo litúrgico de la Cuaresma. El Papa Francisco en su homilía del Miércoles de Ceniza, nos recuerda muy bien cuál es el sentido de este tiempo de gracia: “El tiempo de Cuaresma es tiempo propicio para afinar los acordes disonantes de nuestra vida cristiana y recibir la siempre nueva, alegre y esperanzadora noticia de la Pascua del Señor. La Iglesia en su maternal sabiduría nos propone prestarle especial atención a todo aquello que pueda enfriar y oxidar nuestro corazón creyente”. 

                                                        Homilía feb. 11 / 2018, VI Domingo Ordinario

                                                           “Si quieres, puedes limpiarme”
                                                          VI Domingo Tiempo Ordinario, Ciclo B

                                                           

                                                           

                                                          Puebla, Pue., a domingo 11 de febrero de 2018

                                                           

                                                          El texto evangélico de este domingo 6º del Tiempo Ordinario, nos narra sobre la actitud de Jesús ante la marginación social y religiosa que representaba el drama de la lepra en el antiguo Israel. Este texto, tomado del primer capítulo del Evangelio según san Marcos, representa en la narración el tercer milagro obrado por Jesús. Después de liberar del poder del maligno y de la enfermedad, ahora Jesús libera de la exclusión social.

                                                          Homilía feb. 04 / 2018, V Domingo Ordinario

                                                            “Curó a muchos enfermos de diversos males y expulsó a muchos demonios”
                                                            V Domingo Ordinario, Ciclo B
                                                            Job 7, 1-4.6-7; Sal 146; 1 Cor 9, 16-19. 22-23; Mc 1, 29-39

                                                             

                                                            Puebla, Pue., a domingo 04 de febrero de 2018

                                                             

                                                            Con toda la Iglesia nos alegramos de celebrar el día del Señor, ya que nos convoca como su familia, para alimentarnos con su Palabra y su Eucaristía. Y seguir viviendo con la certeza que es nuestro compañero de camino, en nuestro peregrinar diario. Durante estos domingos de la primera parte del tiempo ordinario de nuestro ciclo litúrgico, el Evangelista San Marcos nos ha acompañado, y en el que hemos contemplado a Jesús en el inicio de su ministerio, anunciado el Reino, curando a muchos enfermos y endemoniados, el Evangelista tiene la intención que descubramos quién es Jesús. Lo importante es el mensaje que quieren trasmitirnos y que seamos capaces de traducirlo a nuestro lenguaje, siempre relativo, de manera que lo podamos entender hoy, que lo podamos llevar a la práctica y hacerlo vida. Y para ello es imprescindible que nos coloquemos en el ambiente de aquella época y conozcamos las características de aquella cultura.

                                                            Homilía ene. 21 / 2018, Domingo III

                                                              “Luz es tu Palabra para mi camino”
                                                              III Domingo Tiempo Ordinario

                                                               

                                                              Puebla, Pue., a domingo 21 de enero de 2018

                                                               

                                                              EL REINO DE DIOS ESTÁ YA CERCA
                                                              «
                                                              Arrepiéntanse y crean en el Evangelio” (cfr. Mc. 1, 15) 

                                                              Convertirse, he aquí la palabra clave de este domingo 3° del Tiempo Ordinario. Los ninivitas, ante la predicación amenazante de Jonás, hacen penitencia y se convierten. Jesús, según el evangelio de Marcos, comienza su predicación en Galilea invitando a la conversión: «arrepiéntanse y crean en el Evangelio». En la segunda lectura se nos señalan las consecuencias de la verdadera conversión, porque el verdadero convertido vive con la conciencia de que la apariencia de este mundo pasa.